Notas, fotos y videos de ese costado insólito que tiene el deporte más lindo del mundo.

lunes, 28 de septiembre de 2009

El reino del revés

Italia es el actual campeón del mundo. Podría decirse, entonces, que a nivel de selecciones tiene el mejor equipo y a los más destacados jugadores. Inter es el actual campeón italiano (ganó las últimas cuatro ligas). Se puede afirmar, por ende, que es el mejor equipo del país con los más destacados futbolistas.

Resulta paradójico que el equipo campeón, del fútbol campeón del mundo, haya jugado un partido sin ningún hombre nacido en ese país. El 16 de septiembre pasado, contra el Barcelona, Inter presentó a once jugadores, de los cuales ninguno nació en Italia. La formación fue: Julio César (Brasil); Maicon (Brasil), Lucio (Brasil), Walter Samuel (Argentina), Cristian Chivu (Rumania); Motta (Brasil), Sulley Muntari (Ghana), Javier Zanetti (Argentina), Wesley Sneijder (Holanda); Samuel Eto’o (Camerún) y Diego Milito (Argentina).

Aunque parezca curioso, el equipo campeón del país campeón del mundo formó sin ningún nativo. En la foto se puede ver a Javier Zanetti, símbolo y capitán, que es el fiel ejemplo de este equipo extracomunitario y claramente globalizado. ¡Hasta su futbolista más representativo nació en otro país!

viernes, 25 de septiembre de 2009

Se destapó el bidón...

El Levski y el CSKA (ambos de Sofía) son los equipos más importantes de Bulgaria. Se acercaba el superclásico búlgaro y en la sede del Levski recibieron un fax del club Rubin Kazan, actual campeón de Rusia, cuyos dueños son magnates del petróleo acostumbrados a invertir muchos millones en la compra de futbolistas.

En el fax, que tenía el escudo del Rubin y la firma de sus directivos, se ofrecía una millonada de euros por los cuatro jugadores más importantes del equipo: Zhivko Milanov, el central marroquí Youssef Rabeh, el volante macedonio Darko Tasevski y el delantero brasileño Ze Soares. Todo bajo una condición inamovible: que no se revelara la operación a la prensa hasta después de concluida.

Los cuatro transferidos viajaron silenciosamente a Moscú para hacerse la revisación médica. Allí los recibió un supuesto representante del club ruso, quien los acomodó en un hotel, les prometió volver para organizar las revisiones médicas... y desapareció.!!

Conclusión: Los cuatro jugadores (más el directivo que los acompañó) no pudieron llegar a tiempo a Sofía y el CSKA ganó el derby 2-0.

¿Broma de mal gusto? ¿Avivada del eterno rival? ¿Mafia de las apuestas?

Parece que en todas partes se destapan bidones...

Por Dickie R. para futbolcurioso.blogspot.com

lunes, 21 de septiembre de 2009

Voló para la foto

Arquero de alma. El desequilibrado hincha soñó con la atajada del año y no lo dudó: saltó de la tribuna, dio todo su esfuerzo y casi retiene el remate de Carles Puyol.

Fuente: Dickie R. video

viernes, 18 de septiembre de 2009

Desde lejos sí se ve...

La platea luce casi vacía y el edificio convoca a multitudes. La canción de Los Piojos dice: "Desde lejos no se ve", sin embargo, todos estos personajes opinan lo contrario. Y, además, se ahorran el dinero de la entrada...

Fuente: sarda.es

lunes, 14 de septiembre de 2009

¿Sabías que...?

- Amadeo Carrizo (foto) fue considerado por la FIFA como el mejor arquero sudamericano del siglo XX.

- Cuatro futbolistas argentinos fueron incluidos, por la Federación Internacional de Historia y Estadística de Fútbol, entre los mejores jugadores del siglo pasado: Diego Maradona, Alfredo Di Stéfano, José Manuel Moreno y Omar Sívori.

- El paraguayo Arsenio Erico es el máximo goleador del fútbol argentino con 293 goles.

- Diego Maradona fue goleador en cinco campeonatos, siempre con Argentinos.

- El arquero argentino con mayor tiempo sin recibir goles fue Carlos Barisio jugando para Ferro en 1981: 1075 minutos.

- Alfredo Di Stéfano, considerado por la FIFA como el cuarto mejor jugador del siglo XX, integró el seleccionado argentino en 18 partidos y el de España en 9.

- José Manuel Moreno es el único jugador del mundo que salió campeón en cuatro países: Argentina, México, Colombia y Chile.

Fuente: www.taringa.net

viernes, 11 de septiembre de 2009

Poseído: que padece posesión de algún espíritu

¿Es realmente esto lo que le ocurrió al futbolista? Difícil de determinar. Entraríamos en el antiguo debate entre ciencia y religión. Lo concreto es que Abdulrahman Al-Shoaibi, de Arabia Saudita, tuvo insólitas reacciones. La tremenda escena ocurrió en octubre de 2005 y, según dicen, el jugador estuvo presente en el siguiente partido. Para ver, intentar comprender y no encontrar respuestas...

Fuente: cuatro.com video

lunes, 7 de septiembre de 2009

¿Cómo no nos dimos cuenta?

Confirmado. Sea en el Monumental o sea en el Gigante de Arroyito, si Argentina juega un 5 de septiembre y su rival tiene camiseta amarilla con pantalón azul el resultado será una durísima derrota.

El seleccionado albiceleste perdió sólo dos veces como local en la historia de las eliminatorias. La primera vez fue en 1993, en el recordado 0-5 versus Colombia. La segunda, hace un par de días en el clásico -si es que todavía lo es- contra Brasil. Ambos encuentros se disputaron a los cinco días del mes nueve, y en los dos partidos la visita utilizó los mismos colores de short y casaca.

Luego del cachetazo modelo 93, el seleccionado argentino tuvo que ir al repechaje y se metió en el Mundial con lo justo. La derrota contra los brasileños también complicó la clasificación, aunque todavía se puede clasificar en forma directa a Sudáfrica veinte diez. Mucho se habló del Gigante y del cambio de cancha, pero ¿cómo no nos dimos cuenta de tan rotundo antecedente?

viernes, 4 de septiembre de 2009

El día que Argentina se pareció a Brasil

El 8 de junio de 1958 el seleccionado argentino se asemejó a la selección brasileña. Y no por cómo jugó. De hecho Argentina perdió 3 a 1 contra Alemania en el debut mundialista. La similitud estuvo en la vestimenta. Aunque parezca mentira, el conjunto que dirigía Guillermo Stábile usó camiseta amarrilla, que en la foto parece anaranjada.

Como los dos equipos tenían casaca similar, se sorteó para ver quién mantenía su indumentaria y los europeos ganaron. Al no tener un juego de repuesto, el seleccionado argentino utilizó la camiseta del club sueco IFK Malmö.

En los partidos siguientes Argentina volvió a la clásica celeste y blanca. Primero derrotó a Irlanda del Norte 3 a 1 y luego llegó el famoso "desastre de Suecia": goleada 6 a 1 en contra ante Checoslovaquia y "chau Mundial".

Fuente: taringa.net