Notas, fotos y videos de ese costado insólito que tiene el deporte más lindo del mundo.

lunes, 31 de agosto de 2009

Astucia versus inocencia

El delantero, muy astuto, se la sacó al arquero y le pegó. El portero, por demás inocente, no sólo dejó que el rival le sacara la pelota de las manos sino que además transformó su remate en gol. El tiro libre era, por supuesto, indirecto...

Fuente: Dickie R. video

viernes, 28 de agosto de 2009

Grandes pero sin triunfos

La semana pasada comenzó el Apertura y en la primera fecha no ganaron Boca ni River, los más grandes de Capital Federal, ni tampoco Independiente y Racing, los de mayor trascendencia en Avellaneda. Esta situación, de arranque de un torneo sin triunfo de ninguno de los cuatro clubes más grandes de la Argentina -aunque protesten los hinchas de San Lorenzo-, es la primera vez que se da en los últimos once años. Desde el Apertura 98 hasta el presente campeonato esto nunca sucedió (si algún lector tiene el dato de cuándo fue la última vez que ocurrió, se agradecerá su aporte).

Por otro lado, también es poco común que estos cuatro equipos comiencen, todos, con una victoria. La última vez que se dio esta circunstancia fue hace tres años, en el Apertura 2006. En esa primera jornada, Boca aplastó 3 a 0 a Banfield, River venció 2 a 0 a Lanús, Independiente goleó 4 a 1 a Colón y Racing derrotó 2 a 0 a Nueva Chicago.

Este arranque sin sumar de a tres es apenas un mal comienzo. Todavía todo puede revertirse. Vélez, último campeón, no ganó en la primera fecha y después resultó imparable. Eso sí, futbolísticamente, los cuatro tienen mucho -muchísimo- por mejorar.

lunes, 24 de agosto de 2009

Casaca histórica

"Fútbol Curioso" inaugura una nueva sección, en la cual se presentarán diferentes insólitas camisetas de fútbol. Hoy les regalamos la que utilizó San Miguel contra Barracas Central en el Clausura 2006 de la Primera C. En lugar de publicidad, una acusación.

Los jugadores del Trueno Verde, indignados con los dirigentes que debían un par de meses de sueldo, fueron claros y no anduvieron con vueltas: "!No roben más la plata del club¡". Los signos de admiración invertidos, otra curiosidad.

¿Habrán cobrado o los habrán rajado?

Fuente: taringa.net

viernes, 21 de agosto de 2009

Y dicen que la picardía es criolla...

Para el aplauso. Miren -y disfruten- cómo hace este jugador para transformar una jugada intrascendente en gol. Primero se escondió en forma sigilosa y luego dejó en ridículo al arquero rival. Igual, no todo fue picardía: hay un gesto técnico que también merece ser destacado.

Fuente: Dickie R. video

lunes, 17 de agosto de 2009

Sólo dos, en tres diferentes

Américo Gallego y José Yudica son los dos únicos entrenadores que se consagraron campeones de Primera División del fútbol argentino con tres equipos distintos. El Tolo dio la vuelta con River (en dos ocasiones), Independiente y Newell´s, mientras que el Piojo llevó a lo más alto a Quilmes, Argentinos y Newell´s. Gallego, además, fue dos veces campeón con el Toluca mexicano, y Yudica también se consagró con Argentinos en la Libertadores y con Pachuca en México.

A pesar de los extraordinarios galardones que ambos tienen como entrenadores, están lejos de los técnicos más ganadores del fútbol nacional. Ellos son: Ángel Labruna y Carlos Bianchi, los dos con siete títulos en Argentina. Uno emblema de River, en donde dio seis vueltas olímpicas como DT, y el otro ídolo de Boca, con quien festejó cinco campeonatos locales. Angelito, además, consiguió un torneo con Rosario Central y el Virrey dos con Vélez.

Los dos más ganadores, Labruna y Bianchi. Pero como dice el título "sólo dos, en tres diferentes": Gallego y Yudica.

Fuente: universofutbol.com.ar

viernes, 14 de agosto de 2009

¡Lo que te faltaba, Piojo!

Claudio López ya cuenta con una trayectoria más que destacada: 574 partidos entre sus pasos por Racing, Valencia, Lazio, América de México, Kansas City de Estados Unidos y el seleccionado argentino, y un total de 164 tantos la transforman en indiscutible. Pero el hombre-inflador (¿Se acuerdan de sus festejos?) no se detiene. Hace unos veinte días nos regaló un golazo, quizás el más lindo de su carrera. Fue en un partido oficial y frente al equipo de David Beckham, que pese a su tremenda pegada quizá no tenga un gol de similares características.


video

Fuente: Dickie R.

lunes, 10 de agosto de 2009

Por acá pasó Florencia

Piñeyro, partido de Avellaneda. Rodeado por el Riachuelo, metido en una curiosa península (ver foto de abajo) y sitiado por la Villa Zabaleta se encuentra la cancha de Victoriano Arenas, el club de la primera D. Para llegar a su estadio, el “Saturnino Moure”, hay que atravesar en pleno corazón del asentamiento, este callejón. A sus costados, la fábrica abandonada de Siam y las precarias viviendas, le dan un marco muy “especial”.

El CAVA fue noticia cuando sus jugadores se quejaron en los medios, hartos de los robos de balones y de los asaltos que ellos mismos sufrían en la zona. Pero el 4 de abril de 1998 quedó en la historia porque fue la primera cancha del fútbol argentino en ver a una mujer arbitrar un encuentro oficial. Ese día Victoriano goleó 6 a 0 a Muñíz y Gustavo García, defensor de los derrotados, entró a los archivos como el primer jugador en ver la tarjeta roja por decisión de una mujer referí. Florencia Romano pitó un penal y expulsó a dos jugadores más. En otra ocasión, la misma jueza, se dio el gusto de dirigir un clásico platense a beneficio.

Por Ezequiel Del Bueno, especial para futbolcurioso.blogspot.com

viernes, 7 de agosto de 2009

¿Sabías que...?

- Gabriel Batistuta y Hernán Crespo, primer y segundo goleador de la historia del seleccionado argentino, son además los máximos artilleros de Fiorentina y Parma, respectivamente.

- Diez futbolistas argentinos fueron incluidos por la FIFA entre los mejores jugadores vivos de su primer siglo de historia (1904-2004): Gabriel Batistuta, el gran Hernán Crespo (el periodismo siempre es subjetivo y ésta no es la excepción), Mario Kempes, Diego Maradona, Daniel Passarella, Javier Saviola, Omar Sívori, Alfredo Di Stéfano, Juan Sebastián Verón y Javier Zanetti.

- En el campeonato Sueco de 1998, el campeón AIK marcó menos goles a lo largo de la temporada que los restantes 13 equipos: solamente 25 tantos en 26 partidos.

- Bernabé Ferreyra integra el selecto grupo de los únicos quince jugadores que, en la historia del fútbol mundial, terminaron su carrera con un promedio de más de un gol por partido (232 tantos en 228 encuentros).

- El promedio de goles por partido más bajo de un campeón de liga lo tiene el Trbzonspor de Turquía que ganó el campeonato 1979-80, convirtiendo sólo 25 tantos en 30 encuentros.

- Juan Taverna de Banfield es el futbolista que más goles hizo en un partido, en la historia del fútbol profesional argentino (el 6 de octubre de 1974 el Taladro goleó a Puerto Comercial de Bahía Blanca por 13 a 1 y el hombre-récord marcó siete tantos).

- Eduardo Maglioni de Independiente convirtió tres goles en un minuto y cincuenta segundos. Fue el 18 de marzo de 1973 y todavía hoy es récord mundial.

Fuente: www.taringa.net

lunes, 3 de agosto de 2009

Suben y bajan, parecen un ascensor

¿Es posible salir último y al torneo siguiente gritar campeón? ¿Es posible terminar primero y en el campeonato que sigue quedar en el fondo de la tabla? Sí, en el fútbol todo es posible. Y más allá de esta frase hecha, hay ejemplos concretos. River, con el Cholo Simeone a la cabeza, hace un año se coronaba como el mejor equipo de la Argentina y a los pocos meses bajaba veinte puestos. Mientras que el Independiente modelo 2002 hizo al revés: primero terminó último y luego, con el Tolo Gallego, dio la vuelta olímpica.

Vayamos a los números. River, en el Clausura 2008 no sólo cortó una sequía de cuatro años sin títulos sino que además fue el equipo que más ganó (13 partidos), el que menos perdió (2 encuentros) y el que tuvo la valla menos vencida (13 goles en contra). Fueron 43 puntos, demasiado para Boca y Estudiantes. Al torneo siguiente, en el Apertura que obtuvo Boca, River ganó dos partidos y, con 14 unidades, quedó último solo.

Independiente, en 2002, hizo a la inversa. En el Clausura salió último y luego, en el Apertura, gritó campeón. En el primer semestre cosechó sólo 15 puntos, fue el equipo menos goleador y salió último en soledad. Al campeonato siguiente, fue el club que más ganó (13 encuentros), el que menos perdió (2 partidos) y lejos el más goleador (48 tantos a favor). Con 43 unidades, dejó segundo a Boca y terminó con la racha más negativa de su historia: ocho años sin títulos locales.

Ojo Vélez, que no te pase lo mismo que al Millo en 2008. Y ánimo Argentinos que, como el Rojo en 2002, podés ser campeón...


Fuente: enunabaldosa.com